CU en poder del STAUO

*La devolvieron luego de 12 horas en poder de académicos, los cuales alcanzaron las primeras respuestas en una mesa de negociación con la Segego como árbitro

 

Mario GIRÓN

 

 

Romualdo Toledo Ambrosio, secretario general del STAUO, explicó que la toma de Ciudad Universitaria (CU), fue en respuesta a la falta de seriedad y sensibilidad de la parte patronal de la Universidad Autónoma “Benito Juárez” de Oaxaca (UABJO), “dando largas” a la respuesta necesaria para resolver la problemática laboral de académicos, los que cansados de promesas incumplidas votaron por la movilización observada ayer de manera contundente.

El también representante de la Coalición de Trabajadores de la Máxima Casa de Estudios, una figura permita por la Ley Federal de Trabajo (LFT) para la defensa de la clase laboral, informó que las peticiones principales aún sin resolver son:

Devolución de cuotas sindicales descontadas a más de 900 trabajadores y cuya cifra podría rebasar los dos millones de pesos, correspondientes al período febrero 2016 – febrero 2017.

Explicó que dicho concepto económico lo venían recibiendo sin mayores problemas a partir de 2013 a 2016; sin embargo, hoy no se explican por qué la respuesta del Abogado General de la UABJO, Héctor Sánchez López, en el sentido de que no pueden proceder a semejante petición al no contar con un antecedente administrativo de que así se ha venido haciendo. “Imagínese nada más tan aberrante respuesta de la autoridad”, subrayó el dirigente de la gremial.

Otra petición: reparación de violaciones a derechos laborales de agremiados. Existen ejemplos de importante número de desplazados de su fuente de trabajo; disminución de salarios injustificadamente, becas sin entregar, prestaciones sociales solo en el papel, como la de anteojos, odontología, en fin, una serie de violaciones que no pueden ser posible como tampoco permitir, reconoció.

Además, destacó,  la petición de incremento salarial en el orden del 50 por ciento, “y para ello son precisamente las mesas de negociaciones solicitadas en donde los representantes del, patrón se llegan con desgano, haciéndose los graciosos olvidadizos, pero sobre todo, jugando con la seriedad de nuestros planteamientos y la paciencia gremial”, destacó.

Asimismo ofreció una perla universitaria a cargo del representante patronal, con la cual provocó el enfado y la explosión del carácter de los emplazantes académicos:

El lunes pasado, en una mesa de trabajo, el Abogado General, Héctor Sánchez López, demostró su capacidad histriónica, capaz de enfadar o hacer perder la cabeza hasta al más sereno o fuerte.

Nos respondió burlonamente: “Lo sentimos, desconocemos el contenido del pliego petitorio de ustedes; luego entonces, no podemos responder, así que buenos días, “cuando lo tengan preparado con gusto lo recibiremos, analizaremos y en consecuencia responderemos en la medida de nuestras posibilidades”, aseveró el funcionario frente a unos emplazantes que no daban crédito a lo que salió de boca del funcionario.

Romualdo Toledo Ambrosio informó que en noviembre de 2016, el Abogado General de la Máxima Casa de Estudios, Héctor Sánchez López, nos recibió en su oficina para recibir el pliego petitorio que negó el pasado lunes: “Así se las gasta este señor, en perjuicio de la imagen de la UABJO”, añadió el entrevistado.

Al cierre de la edición en la Secretaría General de Gobierno (SEGEGO), avanzaba la plática conciliatoria entre las partes universitarias. Trascendió que la parte patronal había aceptado entregar la cuota sindical por más de 2 millones de pesos, correspondiente de febrero 2016 a febrero 2017.