Exhibe a la mujer en sus obras, le han dejado dinero y de esto vivirá, hasta que muera

Guillermo CASTILLEJOS ÁVILA

Hugo Grijalva Zárate, se define como artista plástico, lleva entre 13 o 14 años de dedicarse, entregarse a esta actividad; ¿pero cómo se inició en este arte? afirmó que terminados los estudios de preparatoria, le atrajo ir a las galerías a observar obras de diversos artistas.

Atraído por lo que veía, afirma que pensó que para él, iba a ser fácil hacer lo mismo, lo intenté y en realidad se me hizo fácil, dice el joven artista de la pintura, con 34 años de edad y con un gran futuro por delante.

Invitado a conocer sus obras, tuvimos acceso a su domicilio de prolongación de la calle Félix Romero 105, en la Unidad del ISSSTE de esta ciudad capital, donde trabaja en un pequeño e improvisado taller y ahí mismo tiene en exhibición varios de sus trabajos, sus pinturas que atraen, llaman la atención de quien las observa.

Comienza el diálogo y ya en confianza, habló que todos los artistas plásticos, al igual que los que se dedican a la danza, al teatro, a la música, lo traen como vocación; en mi caso –dijo– fui desarrollando esa vocación conforme a mis estudios.

Indicó que desde niño y con el transcurso del tiempo, fue adquiriendo más conocimientos relacionados con el arte, especialmente la pintura.

Dijo Grijalva Zárate que desde pequeño le ha gustado el dibujo, en un primer momento en la etapa infantil y en un segundo, terminados los estudios de Preparatoria

En la continuidad de la plática, afirmó que el dibujo lo ha realizado en toda su vida y respecto a su obra, indicó que tiene que ver con la academia, con el dibujo académico, con al arte que es figurativo, tiene que ver con el arte clásico.

Tiene estudios de artes plásticas, una Licenciatura en restauración y conservación, además una última licenciatura en gestión cultural y desarrollo sustentable. Considero que las 3 licenciaturas te relacionan para que realice al final, una obra que tiene que ver con esas 3, dijo el joven artista.

Los estudios de artes plásticas, comentó haberlos realizado en un primer momento en el taller Rufino Tamayo, en Oaxaca; posteriormente con maestros de Cuba, en la ciudad de México.

Contribuyó a estas actividades, el haber estado en muchos talleres y haber convivido con muchos maestros de artes plásticas, que reconoce, lo llenaron de conocimientos.

También tiene estudios de restauración y conservación de bienes muebles –retablos de iglesias– de ahí su afirmación: tengo inclinación por la escultura, pero mi especialidad es la pintura.

Habló de diversos elementos que mezcla para realizar una pintura, que afirmó, no es la típica pintura al óleo sobre tela, tiene mucha textura, mis pinturas tienen óxidos y acabados muy diferentes.

En la plática, aceptó estar dedicado al 100 por ciento a la pintura, además, dijo haber terminado lo que para él fue su última carrera de gestión cultural y desarrollo sustentable, cuyos estudios los realizó en la UABJO.

Posteriormente se dedicó a elaborar algunos proyectos que se relacionan con la pintura y con otras comunidades de artistas; la carrera está enfocada a generar proyectos culturales, además de trabajar conjuntamente con la secretaría de Cultura y particulares.

A pregunta del comunicador, afirmó ser un artista plástico formado, dedicado profesionalmente a esta actividad.

 

¿Hay comparación de sus obras, con las de Francisco Toledo, Tamayo?

 

Respondió el talentoso joven: las piezas de Tamayo, de Toledo, tienen más un espíritu de la magia y folclore que hay en Oaxaca y asumió su postura al mencionar no haber tocado esos temas porque no van con su estética y estilo, que tienen que ver con lo figurativo, con el realismo, con el arte sacro puede ser también y con otras escuelas y otras tendencias que no tienen que ver mucho con Oaxaca.

Afirmó que el estilo, la estética de sus obras, es realismo.

Al comentario de “noto que tiene inclinación de exhibir a la mujer en sus pinturas, contestó afirmativamente, puntualizó: la figura humana la trabajé en mis primeros años, las piezas que se muestran en la pequeña salita, son de mis primeros años, tal vez sean un 80 por ciento de mi obra, se refieren a la figura humana, no solo con la mujer, también con el hombre, esta exposición tiene que ver con figuras masculinas y femeninas.

En sitio anexo y al interior de la casa que habita con sus padres, tiene su taller; trabajo solo –dijo– porque generalmente como son técnicas especializadas, son un poco delicadas de restauración, necesito mucha habilidad para que tuviera un ayudante y metiera esas técnicas para que quedaran como las quiero.

 

¿No pretende transmitir su obra, a nuevas generaciones?

 

Hace un par de años, impartí y dirigí cursos de artes plásticas para taller, en el museo Rufino Tamayo, también en varias comunidades, he atendido cursos de manera particular en algunos talleres de esta ciudad, en el taller La Chicharra y en la galería Vagabundo.

Mencionó haber impartido cursos a jóvenes que se dedicaban al arte urbano, donde se intervinieron unos 7 camiones; si comparto mis ideas, mucho del conocimiento que tengo, sobre todo este conocimiento que es mezclado entre la gestión cultural, la restauración y auto estética.

Hugo Grijalva, a otra interrogante, dijo haber pintado desde sus inicios en tan reconocido arte, alrededor de 500 a 600 obras, de las cuales un 85 por ciento fueron vendidas, reconoce que le han dejado dinero, la mayor parte del capital generado lo ha invertido en la adquisición de mas materiales, en conocimientos, en talleres, en viajes, en generar mas exposiciones, define: es obra que se está moviendo, me está dejando capital que invierto para generar un mayor número de piezas.

Con orgullo, afirma: mis obras se han ido al ámbito internacional, a Fresno, California, Venezuela, Francia, y dentro de lo nacional, han participado en bienales, donde han ganado en 2 bienales: la primera en una selección nacional en San Francisco del Rincón, Guanajuato, en el año 2010.

Poco después, indicó haber ganado otra bienal en el Estado de Campeche; en Puebla, hace unos 3 años, obtuvo un segundo y tercer lugar en una bienal.

 

¿Su obra ha sido apreciada, evaluada donde ha sido exhibida?

 

Considero que el 80 por ciento de mis clientes son extranjeros, mi obra está en el extranjero por ser diferente a la escuela oaxaqueña; en Oaxaca son muy coloridos, hay mucha tradición, mucho folclore, mi obra tiene que ver con otras cosas, tiene que ver con elementos mas internacionales o mas nacionales, indicó.

El joven artista afirmó que son los extranjeros los que compran mas sus obras y referente a México, mencionó que en diversas partes del país, se aprecian sus trabajos porque tienen que ver más con lo nacional.

Del valor de sus obras, dio a conocer que las valúa a partir del centímetro cuadrado, entre 2 o 3 pesos, y al hablar de las pinturas que realizaba en los momentos de la plática, reveló que se venden en unos 45 mil pesos, puesto que son obras grandes.

De los materiales generalmente utilizados, señaló que es óleo sobre tela, sobre papel, sobre acetato de polivinil, se trata de una serie de técnicas que vienen desde la restauración, de la pintura tradicional.

 

¿Estas obras son de su imaginación, son copias?

 

No, toda mi obra es a partir de lo que voy creando, a partir de mi estilo, trabajo la cultura mexicana, la cultura popular, el arte sacro y elementos profanos que pudiera ser cualquier cosa de la cultura local.

Dijo dedicarse de manera profesional a la pintura y lo seguirá haciendo hasta que muera; ha montado muchas exposiciones en Oaxaca, unas 15 o 20 en todas las galerías de Oaxaca. Actualmente nuestro personaje habló de trabajar en 2 galerías en Oaxaca, para La Chicharra y Vagabundo, y una más para Monterrey.

Recordó haber trabajado anteriormente en otras galerías, hubo en su trayectoria una pequeña pausa de 2 años, está retomando otra vez ese ritmo para tener obra aquí y fuera de Oaxaca.

Negó de entre 500 o 600 pintores que son de Oaxaca, ocupar uno de los primeros lugares, indicando que hay generaciones más viejas, donde figuran los pintores Francisco Toledo, Sergio Hernández Zárate, que ocupan primeros lugares, reconoció que son los mas internacionales.

Modestamente indicó ser bastante joven, ser parte de una generación que avanza mucho muy atrás de esos grandes maestros, pronosticó que en unos 2 años, estará siendo reconocido como parte importante y destacado dentro del ámbito plástico de Oaxaca.

Afirmó sentirse muy satisfecho de su trabajo realizado a lo largo de varios años y respecto a la galería que muestra pinturas diversas y de gran tamaño al interior de la casa que habita, expresó que a sus padres Jesús Grijalva Mejía y Alejandra Zárate, les gusta que tenga ahí la galería.

Mostró la obra que actualmente realiza en lo que dijo mi taller, y como es la construcción de cada una de las piezas.

Del tiempo que se lleva para terminar una pintura de su inspiración, manifestó que un cuadro lo realiza entre 20 días, quizás un mes; su trabajo es diario, de 8 a 10 horas y afirma estar dedicado única y exclusivamente a la pintura.

A punto de finalizar la plática, Grijalva Zárate mencionó tener proyectos de aquí a mediano y largo plazo, entre los primeros, generar una serie de murales construidos con elementos que elabora y técnicas que utiliza; va a ser un poco raro ver eso aquí en Oaxaca, concluyó.

 

————–