Frena policía marcha de maestros de la S-22

 

*Accionaron gas lacrimógeno contra los manifestantes

Con gas lacrimógeno, policías estatales frenaron la marcha de integrantes de la Sección 22 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), mismos que pretendía llegar al Auditorio Guelaguetza ubicado en la capital de Oaxaca.

Esto, en las inmediaciones del Cerro Fortín, en la Carretera Internacional, donde se suscitó un conato de enfrentamiento entre maestros y elementos de seguridad.

En videos difundidos a través de redes sociales, se observa que manifestantes lanzaban piedras y diversos artefactos a los uniformados, quienes mantenían su formación frente a los inconformes.

La vía estaba cerrada por camiones de integrantes de la Sección 22 de la CNTE, acción que desató la respuesta de la Policía.

Este evento se suscita previo a la realización de la asamblea estatal de la gremial, en la que determinarán si irrumpen en eventos de la Guelaguetza 2017.

En un comunicado, la CNTE indicó que miles de sus agremiados, junto con organizaciones sociales, saldrán a las calles a exigir derechos laborales y respuesta de la autoridad a sus peticiones, entre las que se encuentra la cancelación de la reforma educativa.

Señalaron que en el zócalo seguirá el plantón y mostraron su rechazo a la celebración de la Guelaguetza, al señalar que el Gobierno la realiza para acumular recursos en nombre de la cultura.

 

Uso del gas lacrimógeno, apegado a protocolos

 

En tanto, el secretario de Seguridad Pública de Oaxaca, José Raymundo Tuñón Jáuregui, dijo que el uso del gas lacrimógeno durante la protesta de la CNTE estuvo apegado a los protocolos.

En entrevista colectiva, señaló que esta acción se debió a que los manifestantes estaban arrojando piedras y otros objetos a los uniformados cuando estaban resguardando la valla del acceso del Cerro del Fortín, donde se encuentra el auditorio Guelaguetza.

El funcionario destacó que el objetivo de la Secretaría que encabeza es brindar la seguridad necesaria para que los oaxaqueños y visitantes disfruten en paz las fiestas de los Lunes del Cerro. Dijo que debemos entender que la celebración de la Guelaguetza es un patrimonio de todos los oaxaqueños y se debe proteger como tal.

 

Son provocadores, asegura la CNTE y se deslinda de violencia

 

En tanto, la CNTE se deslindó de la violencia generada en la Ciudad de Oaxaca, en uno de los accesos al Cerro del Fortín durante su marcha de este viernes y acusó que quien inició la violencia fue un provocador.

El vocero de la Sección 22, Wilber Santiago, aseguró en entrevista colectiva que un provocador vestido de civil lanzó las primeras piedras a los policías cuando realizaban un mitin político frente a la valla.

Derivado de esta acción, indicó que los policías empezaron a agredir verbalmente a los docentes, quienes solamente respondieron. Dijo que al buscar al provocador, este se perdió entre las filas de los policías que estaban apostados en ese punto de acceso al auditorio Guelaguetza.

Por ello, reiteró que el magisterio oaxaqueño no fue quien detonó la violencia durante su movilización, ya que sólo buscan generar las condiciones para que las autoridades atiendan sus demandas. (Agencias)